ATRAPADOS ENTRE EL SER Y LA NADA

Anuncios

  1. altamira300

    La lectura del libro de H. Hesse y este texto de J.L G. F, me ha producido una especie de provocación porque me ha hecho hacer un alto en mi camino y enfrentarme a la única verdad de nuestra vida : el “decaimiento” de nuestro cuerpo, el pasar de los días, la enfermedad, la muerte. Pero el enfoque es esperanzador ya que con ambos considero que mientras “se tenga la mente clara y la memoria activa”, la vejez se transforma en la verdadera protagonista de la transitoriedad de todo lo acaecido en su vida real e histórica. Testamento imprescindible para las nuevas generaciones que deben agradecer a sus mayores el legado que de ellos reciben.
    El texto de J.L. rompe, de alguna forma, con anteriores publicaciones al tratar un tema distinto y original que no es frecuente encontrar por estos lares.

  2. jlgf15

    Me uno al comentario anterior,y deseo que ha medida que el cuerpo envejece,nuestra mente se volviera más ágil y sabía por todo el bagaje que hemos vivido,por la experiencia acumulada y supiéramos trasmitir a las generaciones venideras,esperanza y deseos de un mundo mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.