UPyD considera que el “Vial de Amparo” simboliza la inhumanidad y el favoritismo que caracterizan la política del PP de Santander.

Unión Progreso y Democracia exige al ayuntamiento de Santander y por extensión al Partido Popular local un exquisito control de las contrataciones para no gastar ni un euro más de lo estrictamente necesario. Además, considera que las obras de conexión de Camilo Alonso Vega con la S-20, lo que los santanderinos conocen ya como el “Vial de Amparo” se han convertido en el ejemplo perfecto para simbolizar la inhumanidad y el favoritismo que caracterizan la política del PP desde el Ayuntamiento de Santander.

Esta semana hemos conocido el primer sobrecoste oficial en la obras del Vial de Amparo y puede que vengan otros. “Es indecente que no se tenga dinero suficiente para pagar por una casa lo que vale realmente pero que no tengamos reparos en pagar supuestos sobrecostes de obras adjudicadas en su mayor parte a empresas amigas”, declara el candidato de UPyD a la Alcaldía de Santander, Íñigo Velasco.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia CNMC calcula que 1 euro de cada 4 contratados por las administraciones públicas se corresponde con despilfarro ligado a prácticas que corrompen el proceso de contratación. Y entre esas prácticas que corrompen el sistema recordadas por CNMC se encuentran la discrecionalidad, el favoritismo y los pactos de reparto de obras. ¿Qué significa esto? Que cuando se adjudica una obra no todo es objetivo. Ni mucho menos. En el “Vial de Amparo” lo objetivo y los subjetivo pesaron “oficialmente” casi lo mismo (53% lo objetivo, 47% lo subjetivo), según el propio pliego del concurso. Dicho de otra forma, el Ayuntamiento de Santander tuvo y tiene la posibilidad a su alcance de adjudicar subjetivamente obras sin infringir la ley, lo que puede explicar que muchas empresas que trabajan para él reciban el sobrenombre popular de “amigas” y que muchas otras desistan de concurrir sabedoras de esta circunstancia. “Al final, los que perdemos, hasta 1 euro de cada 4 contratados, somos nosotros, los ciudadanos de a piéañade Iñigo Velasco.

Los sobrecostes son moneda corriente en las obras llevadas a cabo por el PP de Santander, y el Alcalde y su equipo parecen no (querer) aprender de los tirones de oreja que les da del Tribunal de Cuentas, los cuales podrían llegar a los tribunales dada la gravedad de lo evidenciado con sobrecostes cercanos al 30% derivados de la ejecución del puente y viales junto a la universidad sobre la misma Vaguada de Las Llamas. Nada mejor que las palabras del propio tribunal para calibrar la gravedad de este asunto: “(…) deficiencias en el planteamiento, seguimiento y ejecución de importantes obras. Evidenciándose en falta de previsión, modificaciones, retrasos, deficiencias en los expedientes, elevadísimos incrementos en el precio inicial (…)”.

¿Es de verdad el subsuelo de Las Llamas tan impredecible después de haber construido sobre ella un gran parque, puentes y viales, casas del estudiante, escenarios santanderinos y hasta un palacio de deportes sin deporte? Desde UPyD pensamos que no. Lo que tenemos claro que es que es justamente en lo subterráneo (en sentido literal y figurado) donde puede encontrar resquicios la corrupción.

inigooficila

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s